sábado, 2 de septiembre de 2017

Blogs de la escritora Silvia González Delgado: CINCO CLAVES PARA SUPERAR UNA DEPRESION GRAVE

Blogs de la escritora Silvia González Delgado: CINCO CLAVES PARA SUPERAR UNA DEPRESION GRAVE:    CINCO CLAVES PARA SUPERAR  UNA  DEPRESION GRAVE    I.-MEDICAMENTO ADECUADO:          Imagine que las neuronas son dos herma...

SIGUE LEYENDO

Blogs de la escritora Silvia González Delgado: LEER PARA ENTENDER LA VIDA

Blogs de la escritora Silvia González Delgado: LEER PARA ENTENDER LA VIDA: La lectura de novelas ha contestado mis preguntas sobre la vida.   Cuando leí la novela de Balzac sobre un hombre muy rico, t...

SIGUE LEYENDO

LEER PARA ENTENDER LA VIDA









La lectura de novelas ha contestado mis preguntas sobre la vida.  Cuando leí la novela de Balzac sobre un hombre muy rico, tacaño, que hacía padecer fríos a su mujer y a su hija por no comprar leña, esperé, ávida, el momento de su muerte que para mí significaba la libertad económica de las mujeres, sin embargo, al morir el hombre, ellas perpetúan la tacañería del viejo, limitando, precisamente, la leña para calentarse.  El escritor es un ojo del universo, se trepa en una nube, descubre el pasado de sus protagonistas -un país, una dictadura, una enfermedad, un conflicto o un ser humano-, y con ello vislumbra su futuro.  El literato es antropólogo, astrónomo, siquiatra, médico, ingeniero, financiero, filósofo, sacerdote, estratega de guerra y sabio del alma.  Desde arriba acomoda a sus muñecos en la línea del tiempo de la Tierra y les va poniendo pasiones, ninguna nueva porque no hay ardores sin descubrir en el ser humano.  En la historia de los avaros yo esperaba lo contrario porque no reparaba en lo obvio: que vivimos como aprendimos. Otras novelas me han dado una explicación sobre mi existencia, por ejemplo, Cien Años de Soledad me enseñó que la vida se vive en “redondo” porque en esta casa que hoy habito llegarán mis nietos, luego mis bisnietos, seguidos de los tataranietos quienes en menos de cincuenta años tendrán sus propios nietos, como sucede con Úrsula Iguarán protagonista de este texto, y que vivirán conflictos emocionales, como los míos, en un círculo sin fin -lo único que cambia es el contexto-.  Con Nubes Borrascosas supe que para sobrevivir en una casa en la que todos se odian solo el agradecimiento te puede salvar. Con Vargas Llosa y El Celta entendí que los evolucionados ingleses se chuparon toda África; con Elena Garro y Los Recuerdos del Porvenir comprendí el “sin propósito” de los generales revolucionarios. Y con Isabel Allende aprendí que mi rebeldía contra la misoginia estaba bien. La novela es crítica, con ella asimilamos que somos títeres en el drama de la vida y que en un momento determinado bajaremos del escenario, no importa que nos creamos en misión divina. Las pasiones de nosotros los seres humanos no son nuevas, pero dependen del contexto en que nos toca, por eso hay dramas novelescos difíciles de entender por nuestros jóvenes occidentales como Crónica de una Muerte Anunciada, donde dos hermanos ofendidos matan a Santiago Nasar porque su hermana lo acusa de que le robó la virginidad ¿de que le robó qué? ¿o sea matar a alguien porque tu hermana se metió con él antes de casarse con otro?  “¡Qué oso!” exclaman, sin encontrarle emoción al tema, así que de esta novela solo nos queda la hermosa prosa de García Márquez que podemos exprimir con análisis antropológico y usar para mostrar la discriminación de género que existía, además de agradecer la evolución para que las mujeres ya no pasemos por esos trances cavernícolas.
                Querido lector, cada ciencia tiene una respuesta a la razón de la vida, la literatura muestra la sicología del ser humano, leer estructura el pensamiento y le pone nombre a nuestras emociones tal como lo hacen los escritores con sus personajes. Por medio de las novelas supe que llegué a una obra de teatro puesta por mis padres, su cultura y el momento, luego empecé a actuar según lo aprendido… y ya no tardo en salir de escenario; también supe que si disfrutamos o sufrimos en nuestra actuación no importa, de todos modos, termina, y sube a escena la nueva generación.
 NAMASTE ...









miércoles, 23 de agosto de 2017

RESEÑA DEL blog LAS LECTURAS DE MAGNUS BANE

Reseña: Un rayo en la pradera (amor y fé en Tíbet)
Nombre: Un rayo en la pradera
Autor: Silvia González Delgado
Páginas: 182 páginas

(Gracias a la autora por el ejemplar)



 Sinopsis: Una historia de amor, verídica, que sucede en medio de la invasión de China a Tíbet. Shakya, Dusum y Samye, monjes budistas, vivirán el sofocamiento de su cultura, la huida del Dalai Lama a India y la rebelión de la ciudad de Lhasa contra los comunistas. Con un estrujante final esta novela nos muestra un estilo de vida único en el mundo como el tibetano. Entre oráculos, antiquísimos castillos orientales construídos en las pendientes del Himalaya y la fe budista, los protagonistas sufrirán el amor y el odio, la pasión y la bondad, el perdón o la crueldad.

 Opinión: Hola 👋 lectores ¿Cómo están? El día de hoy les vengo a platicar sobre un libro que me fue enviado por su autora y me refiero a Un rayo en la pradera "Amor y fé en Tibet" de Silvia González Delgado.
El libro es una historia pero a su vez son varias que se van entrelazando para formar una sola, se desarrolla en el momento de la invasión del Tíbet por parte de China en 1949, tras la llegada al poder de Mao y la instauración del sistema comunista.

Nuestros protagonistas son Samye Shakya y Dusum; tres monjes budistas que vivirán toda esta época dolorosa.
Los tibetanos son personas muy arraigadas a sus creencias y viven en armonía, pero los Chinos que los invaden quieren meter sus creencias a la fuerza y eso hace que sucedan conflictivos bastante fuertes.

Algo que debo decir que me gustó fue el hecho de que puedes sentirte identificado con los protagonistas ya que son jóvenes como tu o como yo que viven su día a día e incluso tienen problemas amorosos, pero creo que también podemos ver que sufren las consecuencias de los sucesos oscuros de su época.

Otra cosa que me encantaría rescatar es que la autora está muy bien informada sobre el tema del Tíbet y al terminar el libro te prometo que además te quedarán grandes enseñanzas sobre la invasión que tuvo China a los tibetanos ya que está basado en hechos reales.

Además mientras está sucediendo este acontecieron en Tíbet nuestros protagonistas están luchando una dura batalla con sus sentimientos y corazonadas.

Y como todo libro tiene sus pros ahora les diré algunas cosas que no me convencieron del todo.

A decir verdad yo soy un lector un poco inexperto en temas del género histórico y me costó un poco seguirle el hilo a la historia, si que hubo partes donde utilizaba cierto lenguaje del Tíbet; pero la autora hizo muy bien en anexar un glosario para las palabras difíciles al final del libro.
Otra cosa que fue bastante extraño para mi fue el escenario donde se centra la novela, no sabía nada sobre el asunto de la cultura China y el Tíbet, es por eso que no podía imaginarme ciertas escenas del libro.

Al investigar a la autora me di cuenta que no es su primera novela y que también escribe desde libros infantiles hasta libros de auto ayuda, así que si eres de los lectores que como yo tienen ciertos problemas con el género histórico te recomiendo sus demás obras:

* Mi hermano el astrónomo
* La berenjena gigante
* Dieciséis rosas para Marielena
* Papi, cuéntame un cuento
* Amor a la enseñanza
*Ambición de igualdad
*Etc

Ojalá que se animen a leer algo de la autora, escribe genial y sobre todo apoyar a los autores mexicanos, ya que en nuestro país hay autores con muchísimo talento.

Eso es todo por hoy lectores, nos leemos en próximas reseñas.



http://laslecturasdemagnusbane.blogspot.mx/2017/06/resena-un-rayo-en-la-pradera-amor-y-fe.html

martes, 22 de agosto de 2017

Blogs de la escritora Silvia González Delgado: El ego y sus mujeres en la política

Blogs de la escritora Silvia González Delgado: El ego y sus mujeres en la política: El ego y sus mujeres en la política                                                                                                  ...

SIGUE LEYENDO

Blogs de la escritora Silvia González Delgado: DEL MUNDO Y OTROS DEMONIOS

Blogs de la escritora Silvia González Delgado: DEL MUNDO Y OTROS DEMONIOS: Conocer la historia de otros países conlleva que los mexicanos nos ubiquemos, hoy, en el planeta Tierra, como seres humanos con suerte. S...

SIGUE LEYENDO

lunes, 21 de agosto de 2017

DEL MUNDO Y OTROS DEMONIOS


Conocer la historia de otros países conlleva que los mexicanos nos ubiquemos, hoy, en el planeta Tierra, como seres humanos con suerte. Somos afortunados de haber nacido en un país donde estudiando y trabajando se puede vivir bien, comer lo que nuestro bolsillo pueda pagar y hacer el amor con morenas, rubios, pobres, ricas, misóginos, largas de mano, del otro sexo o del mismo sin que la Inquisición nos queme.  México es un país casi libre, lo único que lo apresa es la corrupción.  Lo mejor de México es la libertad de culto, podemos creer en el poder superior que más nos reconforte, el que nos heredaron o el que nos conceda más deseos. Este derecho de practicar una religión no lo tienen algunas naciones, especialmente un país milenario al suroeste de China de nombre Tíbet que fue usurpado por el comunismo chino. En Tíbet la libertad de culto desapareció a partir de 1949 cuando China lo invadió, esta es una historia moderna de conquista, no fueron españoles contra mexicas, ni Jesucristo contra Quetzalcóatl, sino el comunismo contra el lamaísmo, pues su gobernante era el Dalai Lama, un monje budista. En este caso de Tíbet como en el de la conquista española lo peor no fue el atentado contra su nación sino contra su religión. Para nuestro México Antiguo la incursión española fue un choque tan terrible tal como si hoy aparecieran extraterrestres invadiendo nuestra ciudad; imagino que de pronto cayeran bombas en cada una de nuestras iglesias y me desmoralizo, y sin embargo así fue para estos pueblos.  

 A mediados del siglo pasado China destrozó a cañonazos la mayoría de los monasterios budistas porque una de las bases del comunismo chino es el ateísmo, la no religión; ellos dicen que la religión es el opio de las masas, no creen en dioses ni santos y los prohíben. El comunismo es el último sueño de igualdad entre la raza humana, los países que lo practican se desgastan disimulando la esquizofrenia que producen sus ironías.  No podemos ser iguales porque no hay un ser idéntico a otro, y en cuanto al ateísmo, la mayoría necesitamos creer en un poder superior a la hora de las angustias de la vida. Pero ¿qué sucedió ante esta invasión de China a los monjes budistas?  Sucedió que, después de las masacres de monjes, los que pudieron huyeron y tuvieron que compartir sus adelantos espirituales y mentales -que habían custodiado celosamente por siglos- para sobrevivir y para comer en cualquier país que les diera acogida. Occidente se ha beneficiado con ello, ciencias como la sicología, la siquiatría, neurología y otras más, han evolucionado a raíz de estos conocimientos. Algunos científicos afirman que el budismo es más un método para encontrar la paz mental que una religión.  

Por eso le digo, querido lector, que los demonios del mundo son tan variados como huellas dactilares, solo nos queda agradecer y servir a los demás, tal como nos lo marcan todas las filosofías religiosas entre ellas la cristiana y la budista.
Namasté


Chivitagon35@hotmail.com